Joven puconino se pone la roja de la selección y viaja a México para torneo internacional

Nicolás Garrido Ceballos fue nominado a la sub 17 que dirige Hernán Caputto y busca su cupo para estar en sudamericano de Perú que se jugará en febrero de 2019.

Por Rodrigo Vergara/ Fotografía club Colo Colo

 

Nicolás Garrido es el segundo de pie, de izquierda a derecha.

Nicolás Garrido Ceballos (16) supo unos pocos día antes del 18 de septiembre que estaba en el proceso de la selección sub 17 de Chile que dirige el técnico Hernán Caputto. Pero sólo el viernes recién pasado que tendría que ponerse el buzo de Chile para viajar a una gira al extranjero por primera vez. Y el puconino se lo toma con tranquilidad. Como que fuera algo muy normal venir de un pueblo pequeño del sur del país, ponerse la camiseta del equipo más popular (juega en Colo Colo) y luego ser seleccionado nacional.

Dice estar tranquilo y que se lo toma con calma. Y lo hace desde la concentración en Juan Pinto Durán a pocas horas de abordar el avión que llevará al equipo a jugar el torneo Cuatro Naciones en México entre el 4 y 7 de octubre. “Estoy bien. Feliz por la oportunidad y contento, en realidad”, dice y agrega que cuando lo nominaron por primera vez sólo le informó a sus padres: “Yo les dije a mis papás y ellos se encargaron de avisarles a todos. A mí no me interesa que todos se enteren. A mí, me interesaba avisarle a mis papás no más”.

Nicolás se reconoce de bajo perfil. No le gusta “anunciarse tanto” como él mismo lo dice. Si llama la atención, obviamente, quiere hacerlo en la cancha: “Soy de bajo de perfil”.

Si bien sus características ya las señaló que una nota anterior realizada por este medio a los jóvenes puconinos que juegan fútbol en las inferiores de equipos profesionales, Nicolás Garrido reitera que es un jugador fuerte que va bien por arriba y no tiene problemas para salir jugando. En Colo Colo también lo felicitaron por el logro. De hecho, la foto que ilustra esta nota fue promocionada en las redes sociales del club albo. Y el director deportivo de la institución, Marcelo Espina, felicitó a los ocho seleccionados del cacique. “Nos felicitaron y nos pasaron gorros y llaveros para intercambiar en México”, acota.

Por lo pronto, a pocas horas de subirse al avión, Nicolás dice que está con algo de ansiedad y nerviosismo. “Quiero hacer bien las cosas”, dice. Y sabe que la tarea es dura porque aún no es titular y quiere serlo y asegurar un cupo en la nómina final para el sudamericano de la categoría que se jugará en a fines de febrero y principio de marzo en Perú. Y este torneo entregará cuatro pasajes para el mundial que se disputará en octubre en el mismo país.

Con todo, Garrido insiste que se toma las cosas con calma. Asegura que si no llega al sudamericano, seguirá esforzándose. Pareciera saber que el camino del futbolista es con demasiados altos y bajos: “A mis papás quiero decirles que muchas gracias por todo lo que me han apoyado y espero no defraudarlos”.

La selección sub 17 se enfrentará con México el primer partido, luego con Argentina y finaliza con Estados Unidos.