Tres formas de entrenar las habilidades cognitivas

Es común escuchar a los profesionales de la medicina recomendar el entrenamiento del cerebro con diferentes actividades para desarrollar este órgano y llegar a la vejez de la mejor manera. En esta ocasión repasamos varias maneras de realizar el tan mencionado entreno.

Resultan habituales las sugerencias de los médicos sobre practicar actividades que ejerciten el cerebro. Y entre esas recomendaciones las más repetitivas son los rompecabezas, sudokus, crucigramas u otros juegos de mesa. Sin embargo, no son las únicas opciones.

Cuando una persona piensa en los juegos de casino, ya sea en su forma tradicional o en su forma online, los primeros conceptos que llegan a la cabeza son el ocio, el azar y por qué no también, si se cuenta con suerte, habilidad y buenas estrategias, en el dinero. Sin embargo, las diferentes actividades que podemos encontrar en estos establecimientos son claros ejemplos de entrenamiento para el cerebro humano.

El cerebro humano es el órgano principal del cuerpo humano y gracias a este se pueden realizar absolutamente todas las acciones que se llevan a cabo, empezando por actividades simples, de rutina, como cepillarse los dientes o comer, hasta tareas complejas como hacer cálculos o razonamientos complejos. Pero la capacidad del cerebro no es innata, sino que debe ser entrenado como si fuera un músculo. A partir de un accionar repetitivo se lo pone a prueba constantemente hasta que se internalizan esos procesos y mejora el funcionamiento cognitivo. De esta manera, no solo hay beneficio en el corto plazo, sino que también el órgano llega en mejores condiciones a la adultez, etapa en las que tiene mayor susceptibilidad a deterioros.

Los juegos del casino favorecen a la optimización de la memoria y la concentración, de esta manera, se desarrolla un pensamiento estratégico ya que al momento de jugar se debe interactuar con otros, se investiga al juego, se analizan diferentes escenarios de acción, para, finalmente tomar decisiones.

Te dejamos tres juegos que podes encontrar en un casino físico o bien juegos de casino online para ejercer este entrenamiento de tus habilidades cognitivas y, a la vez, divertirte también. De yapa, existe la posibilidad de sumar dinero a tu cuenta. 

  • Las máquinas tragamonedas están totalmente emparentadas con el azar, sin embargo son una opción del entrenamiento mencionado. El jugador debe tener en cuenta el RTP (Return To Player), retorno al jugador en castellano, que se trata del porcentaje de ganancias por cada unidad apostada. Así aplica estadísticas y probabilidades para saber con qué frecuencia se pueden obtener ganancias, al analizar los patrones y los algoritmos matemáticos que regulan el RTP. 
  • Por otra parte, el Black Jack es otra de las variantes para entrenar al cerebro. El usuario debe aplicar estadísticas y probabilidades en cada mano para realizar su apuesta. Esto queda completamente graficado con la película homónima al juego, en la que estudiantes del MIT desarrollan un sistema.
  • Finalmente, otro ejemplo que se puede mencionar es el Póker, en el cual en cada mano se deben analizar y revisar las posibilidades.