Puconinos pelean hasta el final, pero pierden por la mínima frente a Independiente del Valle

Pese a equilibrar las acciones y tener varias oportunidades de gol, la sub 13 de la Escuela Fátima fue doblegada por los ecuatorianos. Clasificación se complica.

En la cancha había dos equipos de fútbol sub 13. Uno, un club deportivo ecuatoriano con más de 60 años de historia; autodefinido como de “alto rendimiento”, cuyo equipo profesional viene de un reciente subcampeonato de Copa Libertadores. El otro, una escuela de fútbol de un pueblo sin ninguna historia futbolística; que ni siquiera tiene un equipo semi profesional y cuyo torneo se suspende varias fechas en invierno por las lluvias. Pero esas abismantes diferencias no se notaron. O al menos se redujeron a lo mínimo. A un 0 a 1, marcador con que el equipo puconino de la Escuela Fátima fue doblegado por Independiente del Valle del Ecuador. Esto, en el torneo infantil desarrollado por la Confederación Sudamericana de Fútbol (Conmebol) en Asunción, Paraguay.

Y no es que el 0 a 1 haya sido producto de la casualidad o de una actuación sobresaliente del arquero Joaquín Pincheira (que sí tuvo un par de buenas atajadas); sino que los puconinos se las arreglaron con un fútbol más rústico o menos trabajado que el de Independiente; para darles pelea y llegar en, a lo menos, tres ocasiones al arco rival con claras opciones de haber anotado el gol del empate. Pese a que desde el minuto uno, los ecuatorianos tomaron el control del balón con un juego asociado y pulcro que dio fruto a los 17 minutos del primer tiempo. En ese momento, una serie de pases y asociaciones de los futbolistas rivales se transformaron en gol, luego de un pase en profundidad al centro del área chilena que el jugador Javier Montezuma cambió por un gol.

Pero los puconinos no se doblegaron, siguieron compitiendo dignamente y, por momentos, no se notó la diferencia entre un club de fútbol profesional y una escuela municipal. Y a eso, hay que sumarle que los jóvenes ecuatorianos tenían canasta limpia y habían ganado los tres partidos anteriores que habían disputado en el grupo.

El director técnico, Aldo Garrido, sostuvo que la relación entre los ecuatorianos y el equipo lacustre es demasiado grande en relación a la inversión en las divisiones menores de Independiente del Valle. “Fue una digna presentación de los niños. Teníamos la ilusión de, con nuestras armas poder hacer daño, pero de principio a fin tuvieron la posesión del balón y no pudimos poder pillarlos mal parados en alguna contra, con transiciones largas o ataques directos. Lo intentamos, pero no pudimos tener precisión”, explicó Garrido.

Con este resultado, Independiente del Valle clasifica a la segunda ronda del torneo. Y luego del triunfo de Olimpia de Paraguay sobre Sporting Cristal de Perú, sólo resta que en la última fecha los paraguayos pierdan ante el equipo Boliviano y los puconinos, en tanto, le ganen a los peruano. Difícil, pero es fútbol, podría pasar cualquier cosa. Con todo, estos chicos ya ganaron, aunque no sea en la cancha.