Te invitamos a creer

Hoy es Semana Santa, como todas las semanas santas en occidente se recuerda la muerte de Jesús. La televisión se concentra en películas que relatan la historia de Jesús de Nazaret, y algunos no comen carne en señal de  austeridad, sacrificio y otras múltiples razones. Sin embargo pocos reflexionan sobre el sentido real. Es de público conocimiento que las personas que dirigen La Voz… son Cristianos y son los valores Cristianos los que nos mueven a la búsqueda de la verdad y la transparencia. Pero ser Cristiano nos enseña a ver esta fecha de una forma distinta con una profundidad que sólo Dios puede darnos y queremos establecer esas posiciones en algunas líneas.

Primero: Jesús vino a este mundo a salvar el mundo, porque el mundo está esclavo de la muerte y de Satanás. Los hombres desean mal, mienten, son corruptos únicamente por consecuencia de su esclavitud a poderes espirituales que le gobiernan. Jesús vino a librarnos de eso y poder honrar a Dios.

Segundo: Jesús murió en una cruz para satisfacer la demanda de justicia que el Dios santo tenía sobre todos los hombres que han pecado. Y sólo los que crean en Él podrán experimentar el sentido real de su muerte y resurrección que recordamos cada Semana Santa. Por eso para la mayoría es sólo un fin de semana de descanso.

Tercero: Dios quiere que todos sean salvados de su condición de muerte espiritual  y corrupción en que están, sin embargo el hombre se rebela y no cree, aunque toda la creación grita la existencia de un Dios los hombres se niegan a aceptarlo. Como muchos  de ustedes al leer estas líneas.

Nuestro llamado es a conocer el real sentido de estas fiestas, a reflexionar sobre tu condición espiritual y a pedir al cielo que puedas experimentar el don de la fe y de la vida. Porque respirar no es sinónimo de estar vivo. Sólo quienes han creído en la muerte de Cristo verdaderamente lo están.

En La Voz… en estas fechas reflexionamos y agradecemos, por que siendo enemigos de Dios, Dios murió por nosotros para salvarnos, cuánto osaría morir por uno bueno quizás, pero Dios muestra su amor con nosotros en que siendo pecadores, enemigos ofensores de su santidad murió por nosotros para rescatarnos. Nuestra invitación es a creer.

En La Voz… somos un medio con decisión y convicción, el periodismo lo hacemos desde las convicciones, creemos que eso nos hace ser lo que somos.