Seremi de Salud cataloga como de “riesgo bajo” blooms de algas en Playa Grande

Un florecimiento de organismos vegetales reportado por la Capitanía de Puerto condujo a la autoridad sanitaria a tomar muestras en el Lago Villarrica. Se recomienda, eso sí, no exponerse prolongadamente en la desembocadura del Río Plata y en La Poza, ambos lugares no aptos para el baño. 

Fotografía publicada por Víctor Durán durante vuelo con Rene Rubeska (Vigilantes del Lago).

Playa Grande de Pucón dio positivo en el estudio de la toxina el tipo microcystina, pero en niveles tan bajos que no impiden su uso para los bañistas. Esta conclusión se desprende del informe publicado por la Seremi de Salud en el cual se alerta, eso sí, sobre su presencia en rango moderado en los sectores de La Poza y la desembocadura del Río Plata, ambas zonas no aptas para el baño.

El documento, colgado en la web de la seremi, detalla que se tomaron muestras en diferentes puntos del lago. Entre ellos, Playa Grande, La Poza y la desmbocadura del Río Plata. En este último lugar, por cierto, cataloga el riesgo como “medio” para la salud de las personas (el mismo nivel que en La Poza) y recomienda evitar ingerir y/o entrar en contacto prolongado con el agua de estos sectores y si estuvo en contacto, se debe lavar la zona expuesta con abundante agua potable. En Playa Grande, el principal foco turístico, el bloom fue catalogado como de “riesgo bajo” para la salud de las personas, por lo que no se restringe el baño.

En lo que va de mes, la Seremi ha tomado otras dos muestras, una que corresponde al día 7 y otra al 20. Los resultados de esta última serán anunciados próximamente y permitirán verificar el movimiento y crecimiento de la toxina. Los blooms pueden durar desde un par de días hasta semanas en un mismo espacio, su conducta depende de condiciones como la cantidad de fósforo en el lago, temperatura del agua, fuerza del viento y salinidad.   

Espacio Disponible

Ojos vigilantes y alertas tempranas

El monitoreo preventivo del bloom de algas ayuda a la Seremi de Salud y Medio Ambiente ha realizar las tomas en lugares y momentos que señalen la presencia de toxinas. El procedimiento es avisarle directamente o a través de la municipalidad, para que realicen las tomas y hagan estudios con un kit de detección de toxinas validado por la Organización Mundial de la Salud (OMS). Si los resultados revelan un valor a 10 ng/mL , las playas deben ser cerradas hasta nuevo aviso.

Víctor Durán junto a sus compañeros del proyecto Vigilantes del Lago son un apoyo asiduo para la Seremi en ese sentido. Precisamente el pasado fin de semana notaron una fuerte presencia de bloom de algas en Playa Grande y este lunes 20 sobrevolaron el Lago para hacerle seguimiento. “Ya se movieron (las algas) y ahora están en las playas del Hotel Park Lake, La Fosa y el delta del Río Trancura”, dice el ambientalista.

“Cuando nosotros detectamos esas algas tomamos una muestra y vemos si genera toxinas”, explica Durán. “Porque no todas las algas lo hacen”, agrega. Para el especialista es importante que el bañista tenga conciencia de que el hecho de que cuando una playa presenta un aspecto de “sopa de arvejas” no significa que esté contaminada y represente un peligro para la salud.

“En las fotos que realizamos hoy vimos un alga que puede generar toxinas –advierte– pero no es seguro que lo haga. Nosotros no tenemos la forma de saber la concentración, eso debe hacerlo el Ministerio del Medio Ambiente con su kit especial. Ya les avisamos que el sábado comenzó el blooms en Playa Grande. También les mandamos un plano de donde están actualmente las zonas con blooms, el resto del lago, por ejemplo, playa Pucara, no tiene ningún problema. Pero todo esto puede cambiar mañana. Habría que testear todos los días los niveles porque las toxinas van cambiando de concentración conforme van pasando las horas”.

Precaución y recomendaciones

Durán explica que una vez que pasa un bloom las algas mueren y el agua se vuelve más clara, pero las toxinas pueden tardar hasta diez días en degradarse. “En caso de que una persona se bañe porque nadie le advirtió, lo aconsejable es que se duche con bastante agua, porque las neurotoxinas generan alergias, irritaciones a la piel y ojos, otitis y conjuntivitis”, recomienda. “Lo mejor es la precaución, cuando la gente vea las algas en el agua es mejor que no se bañe hasta que la Seremi de Salud diga que no hay problema en el lugar”. 

Por su parte, la autoridad sanitaria también sugiere cuidados cuando se detecta la presencia de toxinas y las personas han entrado en contacto con el agua: “Lave la zona con abundante agua potable. Si presenta síntomas digestivos, irritación ocular o alergia, solicite atención médica. Cumpla con las instrucciones de la Capitanía de Puerto sobre la distancia máxima a la que puede acercarse en embarcaciones. Desinfecte su embarcación antes y después de ingresar al lago en zona señaladas”.

El Lago Villarrica fue declarado como zona saturada por nitrógeno y fósforo y se espera que en 2021 esté listo el plan de descontaminación de uno de los principales activos turísticos de la zona.