Falta de financiamiento hace peligrar uso de hoteles sanitarios por coronavirus

Departamento de Salud municipal está gestionando en el gobierno regional y en la Dirección de Presupuesto el poder liberar remesas ya asignadas para Pucón y reenfocarlas para el proyecto que permitirá a los contagiados de Covid-19 y contactos directos pasar cuarentenas.

AL MENOS UNO.- La idea de la dirección de Salud es utilizar a lo menos uno de los centros de hospedajes entregados por empresarios locales. En la imagen el lobby del Apart Hotel del Volcán. (Fotografía municipalidad).

A principios de semana la noticia en Pucón fue el aporte de dos empresarios locales de sendos hoteles y centros de alojamientos que podían ser destinados a residencias sanitarias enfocados en pacientes contagiados por el coronavirus Covid-19. La donación (por tres meses o lo que dure la emergencia) del Apart Hotel del Volcán y Hostal Alto Palguín fue aplaudida por gran parte de la comunidad. Pero ahora, hay algunos problemas y tienen que ver con el dinero para echar a andar ambos lugares, ya que se necesita contratar funcionarios, pagar equipos, alimentación, limpieza, aseo y una serie de otros elementos necesarios para darle una buena estadía a quienes llegue a pasar sus cuarentenas. En total, según un detallado documento al que tuvo acceso La Voz…, un poco más de $100 millones. Y la plata no está. Por ahora.

La minuta, generada al interior del departamento de Salud de la municipalidad, apunta a las necesidades mínimas que se deberían suplir para poner en funcionamiento los establecimientos y asegurar así el aislamiento social requerido para la atención de los pacientes Covid y sus contactos más cercanos. “Las Residencias Socio-Sanitarias son recintos habilitados, transitoriamente, para la estadía de personas diagnosticadas con COVID-19 y que NO requieren hospitalización, pero por diversos factores no cuentan con las condiciones para realizar un adecuado aislamiento en su domicilio”, se lee en el documento, el que luego hace hincapié que las cuarentenas en los hogares no son lo necesariamente efectivas para detener la pandemia que en hasta ahora en Pucón lleva once contagios: “Se ha demostrado en varios países que dicho aislamiento domiciliario, no es efectivo, por lo que la comuna de Pucón plantea que dicho periodo sea efectuado en este tipo de residencias. Se le denominará localmente como ‘Residencias de Resguardo Preventivo’”.

El documento parte con los profesionales que estarán a cargo del trabajo en las residencias. En este punto se contempla un coordinador de equipo, dos médicos, dos TENS (técnico en enfermería), un kinesiólogo, un psicólogo, un nutricionista y un asistente social. Luego de esto separa en una serie de ítems o puntos las áreas necesarias de financiamiento. Por ejemplo, en alimentación, aseo, lavandería, traslado de pacientes, servicios básicos se llega a un monto de un poco más de $58 millones para los dos hoteles por los tres meses. El equipamiento clínico llega a casi $16 millones; en insumos clínicos otros $16 millones y finalmente en elementos de aseo un poco más de $9 millones. Todo esto para los dos lugares por los tres meses. 

Municipalidad

Espacio Disponible

En la municipalidad ya es oficial que no se cuentan con los recursos. Y así lo hicieron saber ante la consulta formal de este medio. “Sería imposible asegurar con fondos propios el normal funcionamiento de estos recintos, por lo que se ha instruido al Departamento de Salud Municipal de Pucón, insistir en la viabilidad de lograr estos financiamientos a través de los convenios existentes con el Servicio de Salud Araucanía Sur o en su defecto, a través de los recursos que manejará de manera directa el Ministerio de Salud”, se lee en un texto hecho llegar a la redacción de este medio, en el que agradecen, por cierto, el altruismo de los empresarios que donaron los establecimientos por el tiempo que dure la emergencia.

Es en ese contexto, que las miradas apuntan a las remesas de dinero que la Dirección de Presupuesto (Dipres) está liberando para enfrentar la emergencia. De hecho, desde principios de semana se conoció que a la municipalidad llegarían los primeros $150 millones de pesos que la Dipres enfocaba en las 32 comunas de La Araucanía a través del gobierno regional. ¿El problema? Los dineros vienen con glosas acotadas de uso. Es decir, solo se pueden utilizar  solo para lo que está estipulado hacerlo. Y en este caso es financiar canastas básicas de medicamentos y operatoria de farmacias comunales e insumos médicos (solo en esta área se podría usar enfocado en las residencia u hoteles sanitarios), el tratamiento de los residuos sólidos domiciliarios y para financiar el plan de resolución de listas de esperas operatorias de patologías. Este último ítems es bastante cuestionable al tomar en cuenta que la mayoría de las operaciones que no son urgentes están suspendidas.

Por lo mismo es necesario gestionar para cambiar las glosas desde la misma Dipres o establecer un mecanismo especial para que en Pucón, parte de los dineros puedan ser usados en las residencias. El consejero regional (core), Eduardo Hernández, explica que él llevó la inquietud al gobierno regional y buscar así una salida. “A solicitud de la directora del departamento de Salud municipal (Vivianne Galle), con quien me he comunicado y me ha puesto en antecedente, se está gestionando a nivel de Dipres y Subdere (subsecretaría de Desarrollo Regional) poder ampliar la utilización de estos recursos y poder financiar los gastos operativos de las residencias de resguardo preventivo en Pucón”, explicó el core Hernández, quien señaló desconocer si hay otro plan o propuesta que se pueda realizar con recursos de la municipalidad local.

Así las cosas, se está a la espera de la gestión política en la capital para poder liberar la restricción en las glosas, además de la voluntad de la administración local, la que finalmente deberá decidir el uso de los recursos si es que se genera la posibilidad la utilización y poner así en funcionamiento al menos uno de los dos lugares destinados para pasar las cuarentenas de los contagiados y sus contactos. De lo contrario, es probable que lo de las residencias u hoteles sanitarias solo quede en el altruismo y buena intención de los dos empresarios locales. Y se corre contra el tiempo.