¿Caos en Pucón?

Sr. Director

Chilevisión, en su noticiero central, ha mostrado con cierto detalle los graves daños que causa la construcción de edificios costeros en Pucón, que no tienen alcantarillados y que generan un grave desorden territorial, destrucción de humedales, corte de arboles y arbustos rivereños que aumentarán la escorrentía, empeorando aún más la contaminación del Lago Villarrica, la saturación estival de las calles de la ciudad, una menor ocupación de hoteles y cabañas, etc.

Se han concedido 3.223 permisos de construcción desde 2002 y seguramente se aprobará la construcción de 458 departamentos en la Playa Grande de Pucón, por carencia de un nuevo Plano Regulador y obligadamente de un nuevo Plano Regulador intercomunal Villarrica-Pucón, que sean modernos y adecuados a las necesidades de las comunidades puconina y villarricense. La Directora de Obras de Pucón sostiene “si en los planos reguladores no hay restricciones, no hay motivos ni causales que pueda invocar la Dirección de obras para no aprobar ese permiso de construcción”.El legalismo es necesario, pero el sentido común, tan poco común, es más necesario. El plano regulador intercomunal vigente data del año 1978 y llama profundamente la atención qué en 40 años, las autoridades, no hayan concretado los cambios necesarios. No se puede argüir desconocimiento, ya que algunas autoridades han permanecido en sus cargos durante largos años, tiempo más que suficiente para corregir este problema.

El noticiero, además, da gran importancia a la congestión de la ruta costera Pucón-Villarrica. Efectivamente, hay dificultades de acceso vial a Pucón durante seis semanas, solo en verano. Numerosas organizaciones civiles hemos propuesto a las autoridades locales, medios de prensa, diputados y senadores de la zona, al MOP, al Ministro de Desarrollo Social y al Ministro de Obras Públicas, mejorar la ruta 199 CH Freire-Villarrica y construir un camino turístico en la segunda faja Villarrica-Pucón. Sin embargo, el MOP aduce qué por razones de interés público (?) se construirá de Freire a Pucón una autopista concesionada, similar a la ruta 5, actualmente en fase de anteproyecto por la empresa Isa-Intervial, que también se publicita en el mismo noticiero. La solución planteada por el MOP, es una muy mala solución, con profundas consecuencias negativas para las diferentes comunas, comunidades y el medio ambiente de la región. Esta autopista privada con peajes, solo empeorará la congestión vehicular estival en las ciudades de Villarrica y Pucón y será un gran catalizador para la construcción de un mayor número de edificios costeros, con las consecuencias ya conocidas.

¿Qué pasa en los otros 300 lagos y lagunas de Chile?

 

Jaime Goich

Presidente ONG Propuesta Ciudadana.