La frustración, la burocracia y la indolencia

Hace 94 días se anunció la donación de dos hoteles para la implementación de una residencia sanitaria para Pucón, luego, en entrevista en directo con nuestro programa autoridades frente a la pandemia la directora del Departamento de Salud Municipal, junto con el médico encargado declararon la profunda necesidad de contar con este espacio y explicaron que de haber contado con ello habríamos reducido el número de casos, frente a esta aseveración como medio no pudimos marginarnos de esta necesidad e iniciamos una campaña para  manifestar a la municipalidad, quienes por esos tiempos asumieron la responsabilidad de implementarla,  la necesidad de contar con este espacio.

Han pasado 71 casos. 71 personas se enfermaron (y contando). Cientos en cuarentena y al final llegamos a un punto en donde —según la misma seremi de Salud— no se hizo necesario contar con ella. Ya no. Ya fue demasiado tarde y el tiempo pasó.  La frustración es abundante porque siempre creímos como medio que los equipos técnicos de la municipalidad y seremi de salud lograrían de alguna forma coincidir para sacar adelante algo que en el peor momento fue una completa necesidad. Pero no fue así. Ya no fue y si bien nunca sabremos el efecto real en la vida de las personas el no haber contado con este lugar si aprendimos  muchas cosas. 

Aprendimos que las campañas en redes sociales no necesariamente tienen un efecto en la vida real y eso es frustrante cuando la motivación de ella es poder entregar algo que, según declararon los organismos técnicos, hubiese ayudado a la comunidad y en este caso en que se arriesga la salud y la vida, mucho más. Aprendimos que muchas veces la burocracia y la indolencia es más poderosa que la necesidad y eso es algo que no podemos aceptar. Nuestro compromiso como medio y el de este director es expresarlo y exponerlo siempre que se requiera. El Estado y sus representantes deben simplificar la ejecución de ciertas acciones con tal de no solo tener soluciones sino tenerlas a tiempo. 

Como director  de este medio mantengo mi compromiso de seguir representando el sentir de la comunidad en sus necesidades. Para eso siempre nuestro medio estará disponible porque nuestro nombre no está puesto al azar, ser “La Voz de Pucón” es nuestro compromiso.

Esteban Hernández

Director La Voz de Pucón