Dirigente de los guías y posición de empresarios: “Es lamentable el hecho de que ellos dijeran que van a cerrar el rafting”

Tabita Ramírez salió al paso de los dichos de los dueños de las agencias que optaron por no vender bajadas en el río a causa del conflicto que mantienen con los trabajadores.

SEGURIDAD.- Parte de las exigencias de los guías de ráfting y kayak apunta a tener mayores prestaciones de seguridad en caso de accidentes.

Mientras Pucón bulle por el triatlón y la gran cantidad de visitantes que llegaron luego del inicio del año, hay un conflicto en la industria turística local que pareciera no tener luz de terminar. Se trata de la disputa que tienen el gremio de los guías de rafting con las empresas del rubro por aumento de salarios y mayores prestaciones de seguridad. Y ya con una oferta rechazada de parte de los guías, los dueños de agencias plantearon no vender más la actividad. Es decir, renunciar a la práctica de uno de los tour más apreciados y que, en sus inicios, ayudó a posicionar a Pucón como un destino de marca mundial.

De hecho, la presidenta de la Asociación de Guías de Rafting de Pucón, Tabita Ramírez, salió al paso de las declaraciones que apuntaban a cerrar la actividad en el río. Según ella es un despropósito abandonar la actividad. “Esto es un hecho súper lamentable debido a que esas palabras (lo de cerrar el rafting) vienen desde una desvalorización hacia nuestro trabajo. Eso quiere decir que durante todos estos años, ellos nunca valoraron que nosotros sí necesitábamos ganar un poco más. Nunca nos tomaron en cuenta. Es lamentable el hecho de que ellos dijeran que van a cerrar el rafting y que van a dejar a más de 60 personas sin trabajo”, argumentó Tabita Ramírez.

La principal demanda de los guías apunta a subir de $20 mil a $30 mil la bajada en el Trancura Bajo y de $25 mil a $40 mil el Alto. Los empresarios ofrecieron subir en $5 mil los valores de las actuales tarifas más impuestos. Por ahora, eso sí, las conversaciones se encuentran en punto muerto.

Sobre la proyección del conflicto y la posibilidad de protestas en el contexto del triatlón que se correrá este domingo, la dirigente señaló que no estaba en condiciones de responder en ese punto.