Seremis aprueban proyecto de muelle en La Poza y municipalidad evalúa recurso de protección en la Corte de Apelaciones

La votación fue por seis votos a favor y cinco en contra y le da luz verde al cuestionado proyecto que contempla una estructura flotante sobre el Lago Villarrica y un área verde de 741 metros cuadrados. Todo esto en uno de los últimos humedales urbanos de Pucón.

La zona es considerada como uno de los últimos humedales urbanos de Pucón (Fotografía gentileza Pucondrone)

Estuvo dividido, pero igual se perdió. La votación del Comisión de Evaluación Ambiental (Coeva) compuesto por gran parte del gabinete de la Intendencia Regional aprobó por seis votos contra cinco el cuestionado proyecto conocido como “Hermoseamiento del Borde Lago Villarrica, La Poza”. El plan, respaldado por la empresa Lago Villarrica SpA, relacionada a Inmobiliaria Fuenzalida; contempla la construcción de un muelle flotante y una especie de parque o área verde de 741 metros cuadrados a orillas del Lago Villarrica (y a los pies de un proyecto inmobiliario de tres torres de departamentos) en una zona considerada “sensible” por ambientalistas, ya que existe uno de los últimos humedales urbanos que quedan en la zona de Pucón. Por lo mismo, la municipalidad evalúa la posibilidad de un recurso de protección en la Corte de Apelaciones.

Évelyn Silva, directora de la dirección de Aseo, Ornato y Medio Ambiental de la municipalidad criticó la decisión del Coeva (en la que participaban seremis, Intendente y la representante del Servicio de Evaluación Ambiental, SEA), y sostuvo que va en contra de los lineamientos de desarrollo de Pucón. “Nosotros siempre nos pronunciamos con observaciones y no conforme al proyecto, ya que va a generar un impacto negativo en ese ecosistema lacustre de humedal”, explicó Évelyn Silva, quien agregó: “La idea era poder conservar y mantener este humedal, ya que hay un sin fin de flora y fauna que hay que proteger”. 

Según la directora, el proyecto además complica el paisaje del área intervenida. Es más, según ella el proyecto es todo un retroceso en el posicionamiento de la zona como un lugar valorado por sus recursos naturales: “La idea de nosotros era esperar esta nueva Ley de Humedales Urbanos (a punto de ser publicada) para poder conservar el poco humedal que queda. Y va en desmedro y desventaja de la visión que se tiene en el Pladeco (Plan de Desarrollo Comunal) sobre la protección del medio ambiente y el sector La Poza es emblemático para la comuna en un turismo de bellezas escénicas”.

Por ahora, Silva reconoce que la municipalidad analiza la posibilidad de un recurso de protección por sobre un proceso de invalidación que es más largo y no impide iniciar los trabajos del proyecto. “Una de las cosas más óptimas es un recurso de protección porque la invalidación es un proceso muy largo”, acotó Évelyn Silva.

El Coeva regional estuvo integrado por los representantes de los secretarios regionales ministeriales de Energía, Medio Ambiente, Transporte, Economía, Desarrollo Social, Minvu, Salud y Agricultura; además del Intendente y el mismo SEA, organismo que recomendó aprobar el proyecto en su informe de presentación.