Abogado municipal implicado en Caso Martabid fue formalizado por manejar ebrio e infringir el toque de queda

Christian Águila fue detenido por Carabineros a eso de las 2:45 horas de la madrugada de este domingo. Pasó a control de detención y quedó con arraigo nacional y la licencia de conducir suspendida. Organismo público no se pronunció por el hecho.

DETENCIÓN.- El abogado fue detenido por personal de Carabineros y fue llevado a la comisaría local, para luego pasar al tribunal y al control de la detención. Luego quedó en libertad con medidas cautelares. (Fotografía archivo).

Por manejo en estado de ebriedad e infringir el toque de queda fue formalizado el abogado de la municipalidad Christian Águila. Esto, luego de que fuera detenido la madrugada de este domingo en el sector del Minigolf, cuando conducía su vehículo en compañía de otra persona a eso de las 2:45 hrs. Los antecedentes fueron confirmados por el Ministerio Público, organismo persecutor que a través del fiscal de turno, Carlos Contreras, solicitó las medidas cautelares de arraigo nacional y suspensión de la licencia de conducir.

De acuerdo a los datos que pudo obtener La Voz…, el profesional que se encuentra desarrollando labores en el departamento de Educación, salió de su casa a dejar a un familiar luego de haber estado compartiendo socialmente, cuando fue detenido por una patrulla de Carabineros. Según las fuentes consultadas, Águila habría arrojado, luego del alcotest, una cifra que lo ponía en el rango de conducción en estado de ebriedad, lo que fue agravado por estar en el horario del toque de queda, delito del artículo 318 de código penal (poner en riesgo la salud pública) en el contexto del Estado de Catástrofe por la pandemia del coronavirus que azota a la humanidad y al país.

Christian Águila trabaja desde el año 2013 al interior de la municipalidad como asesor jurídico en distintas áreas, siendo un asesor directo y hombre de confianza del alcalde Carlos Barra. En julio de 2019 su nombre se hizo público a raíz del denominado Caso Martabid; el que se inició luego de una denuncia de la directora de Obras de esa época, Lorena Fuentes, quien lo acusó de haber llegado a un acuerdo en el Juzgado de Policía Local que favorecía más al empresario José Miguel Martabid que a la municipalidad. Esto, en el contexto de una causa que se le seguía al hombre de negocios, quien edificó una casa de más de 3000 metros cuadrados, cuando tenía permiso de solo 260 metros cuadrados en el sector de Correntoso, en el límite con Villarrica. El caso lo sigue la Fiscalía de Alta Complejidad de Temuco, unidad que está en proceso de definición si formaliza cargos en contra del profesional.

Si bien La Voz…, trató de obtener alguna reacción de parte de la municipalidad, no hubo respuesta de la institución pública. Por ahora resta saber si se abrirá alguna causa administrativa por la Ley de Probidad que regula el accionar de los funcionarios público. Actualmente Águila desarrolla labores en el departamento de Educación, lugar hasta que llegó luego de reintegrarse a la municipalidad, posterior a un cese de contrato que sufrió —luego de conocerse lo de Martabid— y que dio vuelta a su favor por un recurso de protección en la Corte de Apelaciones. El abogado es esposo de la actual directora de la dirección de Fomentos, Turismo y Desarrollo de la municipalidad, Carolina Ruiz. Y fue, precisamente esta condición (de esposo de una directora) la que gatilló su primera salida y no su situación en el Caso Martabid, como se presentó inicialmente por parte del organismo público. 

Espacio Disponible

Según cercanos al abogado, antes de aplicar la Ley de Probidad se debe establecer si es o no un funcionario público debido a que está contratado bajo el código del trabajo y no la planta municipal. Según la página de transparencia de la municipalidad, el abogado efectivamente está bajo el régimen del código del trabajo y su cargo está tipificado como “asistente de la educación” con un sueldo bruto de $2 millones.