Variante Delta en Pucón

Desde principios de agosto que la región y la comuna vienen presentando buenas cifras de contagios de Covid-19. Y eso, en gran parte, entendemos se debe a que las vacunas, sumado a los cuidados y a la política de testeos masivos hicieron el efecto esperado en la comunidad. Por fin salimos de las complejas cuarentenas y tuvimos más libertades individuales que, la verdad, a estas alturas no muchos están dispuestos a volver a perder.

Por lo mismo, la propagación de la variante Delta en la comuna nos tensiona (aún más conociendo del posible brote de la variación en un jardín infantil local). Y eso no es menor, ya que Pucón tiene la tasa de incidencia más alta en la región para esta versión del virus Sars-Cov-2 que causa la enfermedad. De hecho, la misma directora de Salud municipal, Odette Castillo, confirmaba en nuestro programa “Contra Voz” que en la comuna existen dos casos confirmados por el Instituto de Salud Pública y otros 21 probables para esta variación. Y eso no es poco en comparación a gran parte del resto de la región, donde los casos son prácticamente inexistentes.

Ahora, otro elemento que comentó la directora Castillo es que en su gran mayoría los contagios son comunitarios. Es decir, que es muy difícil trazarlos e identificar el origen del virus en los enfermos. Por lo mismo, es probable que la Delta esté corriendo libre por las calles y territorios de nuestra comuna. Y eso no es una buena señal para nadie; sobre todo al tomar en cuenta la experiencia vivida el año pasado en la que tuvimos que vivir encierros forzados en plena temporada alta de verano.

Así las cosas, solo queda extremar los cuidados; mantener conductas personales responsables, que se vacunen los rezagados y acelerar el proceso de dosis de refuerzo para quienes tienen el esquema de vacunación con Sinovac. Cualquier otra cosa es temerario y además de atentar contra la salud personal, también es hacerlo en contra del bien común de nuestra comunidad. Y eso es grave.