La pelota nunca se manchó: “Los Piñoneros” celebraron 50 años desde campeonato provincial

La municipalidad y la escuela de fútbol hicieron un reconocimiento al equipo de fútbol que engalanó el nombre de Pucón por las canchas del sur de Chile hace medio siglo.

RECONOCIMIENTO.- La ceremonia de reconocimiento fue realizada en el estadio local y fue organizada por la municipalidad y la escuela de fútbol local.

Entrenaban a las siete de la mañana en la playa o en el fundo Teuber para fortalecer las piernas y acostumbrarse al pasto. Esto, porque en el Pucón de hace 50 años el estadio era solo tierra y maicillo y no con la carpeta sintética que lo adorna medio siglo después. Se trata de la selección de fútbol puconina de 1971 que ganó el torneo de las provincias de Malleco, Cautín y Valdivia y perdió el zonal en una serie de tres partidos con la selección de Osorno. Y la mañana de este sábado el equipo, conocido como “Los Piñoneros”, fue homenajeado por la municipalidad y la escuela de fútbol que dirige el profesor Aldo Garrido.

Y fue ahí donde se dieron cita quienes viven y los familiares de los que ya partieron. Así, una vez más los apellidos Sanzana, Garrido , Beuchoff, Hodges, Quinteros, Rubilar y tantos otros que engalanaron por décadas las canchas locales y regionales. Ya no con un balón; pero sí con el mismo espíritu y camaradería que los hizo reconocidos y que, literalmente, paralizaban al pueblo cuando les tocaba jugar.

El reconocimiento realizado por la municipalidad y la escuela de fútbol incluía un diploma y una artesanía que conmemoraba a cada uno de los futbolistas, incluyendo a los tres refuerzos que llegaron desde Gorbea y que potenciaron al equipo que se paseó por las canchas del sur.

Luego de la ceremonia, “Los Piñoneros” y sus familiares se fueron a un almuerzo de camaradería para seguir con sus recuerdos y sueños de fútbol que los acompañarán, seguramente, hasta la eternidad. Todos ellos, los que quedan y los que se fueron, siguieron siendo un aporte y referentes en la comunidad local. Cada uno en lo suyo y parafraseando al desaparecido Diego Maradona, nunca “mancharon la pelota”.